Isabel Díaz Ayuso, la fiel escudera de Casado que luchará cuerpo a cuerpo contra Vox en la Comunidad de Madrid

0
2

De portavoz del PP de Madrid a ser la elegida por Pablo Casado para jugarse la plaza más difícil para los conservadores en mayo: la Comunidad de Madrid. Isabel Díaz Ayuso (Madrid, 1978), periodista de formación, lleva más de una década en el partido pero en las últimas semanas su proyección mediática se ha disparado. Algunos medios ya la han calificado como la ‘nueva Hernando’ del PP: desde Madrid, ha marcado su impronta en las televisiones con polémicas declaraciones sobre el feminismo en el transcurso de las negociaciones en Andalucía. “Para ser mejor mujer no tengo que ser feminista”.

La madrileña lleva más de 15 años en la sombra del PP. Ha trabajado con Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes, pero ahora ha emergido como un géiser en calidad de fiel escudera del nuevo líder del PP. Fue una de las personas que le acompañó a depositar los avales para presentarse a las primarias y ha terminado como la escogida por Casado para luchar cuerpo a cuerpo con Vox. Su misión será conservar la joya de la corona de los conservadores en España, una plaza que se sabe difícil y que el PP no se puede permitir perder. Lleva gobernando la Comunidad sin pausa desde 1995.

Díaz Ayuso se define como una conservadora “sin complejos” que ya representa uno de los perfiles duros del casadismo gracias a la campaña de promoción que el partido ha diseñado sin disimulo para multiplicar sus apariciones televisivas con un discurso antiabortista y contra “la dictadura de las feministas radicales”.

“Me preocupa que nunca se considere al padre y se use casi como método anticonceptivo. No criminalizo a nadie, pero un porcentaje muy alto son de inmigrantes o mujeres sin recursos que lo hacen por segunda vez o tercera vez”, dijo esta misma semana en una entrevista con El País. Sus intervenciones en la televisión y en la radio han revelado su posición contraria al feminismo y a una izquierda que, según su discurso, “quiere una mujer sojuzgada, debilitada, para controlarla. Quiere dividir a la sociedad”. 

En las últimas semanas, también ha actuado como portavoz en Madrid del ritmo de las negociaciones en Andalucía. Díaz Ayuso ha defendido públicamente todas las decisiones de Casado en el sur, y también sus giros de discurso. La enviada por Casado a los directos de La Sexta llegó a cuestionar algunas propuestas de Vox como inaceptables aunque terminó preguntándose: “¿Quién dice que Vox es extrema derecha? ¿Podemos o La Sexta?”. 

Becaria de la Fundación FAES, trabajó como voluntaria en la campaña de María San Gil en Euskadi, cuando conoció a Santiago Abascal, y fue parte del equipo de redes de Esperanza Aguirre. La expresidenta dice de ella, como del elegido para el Ayuntamiento de Madrid, que es “gente joven con experiencia”. 

Comparte generación con Pablo Casado, a quien conoció en Nuevas Generaciones, y ha sido diputada regional entre 2011 y 2017. Aunque hasta que el exvicesecretario emergió como nuevo líder había mantenido un perfil bajo a nivel nacional. La nueva cara televisiva del PP era una desconocida hasta hace unos meses, pese a que fue también portavoz del Grupo Parlamentario Popular en la Asamblea de Madrid. 

Paradójicamente, la finalmente elegida como candidata fue la mano derecha de Ángel Garrido durante su paso por la Consejería de Presidencia, ya en la era Cifuentes. Hoy, apenas medio año después, le ha arrebatado el puesto y la proyección. Y es más, algunos en el PP la sitúan como una de las principales detractoras, junto a otros nombres del núcleo más próximo a Casado, de apostar por la continuidad del actual presidente de la Comunidad de Madrid. El entorno de Garrido no ha escondido su malestar con la actitud de la primera planta de Génova por este motivo. 

La madrileña dejó su puesto de número dos de Presidencia tan pronto como Génova empezó a controlar el PP de Madrid. Entonces, Pío García-Escudero y Juan Carlos Vera la nombraron responsable de comunicación y portavoz regional del partido. Esta nueva responsabilidad le obligó a dejar su puesto institucional para entregarse por completo a la formación. Ahora, peleará por no perder el feudo por excelencia del PP. 

Su trayectoria de 15 años en el PP también tiene algunas sombras. La candidata elegida por Casado se vio salpicada por la trama Púnica que investiga una red de contratos fraudulentos vinculada a distintas administraciones madrileñas gobernadas por el PP. En un informe revelado por la Cadena Ser en enero, la Unidad Central Operativa (UCO) situaba a Díaz Ayuso como “uno de los canales de comunicación entre las autoridades del Partido Popular en Madrid y Alejandro de Pedro”, conseguidor de la trama, para la prestación de sus servicios.

Siempre según el informe de la UCO, con el asunto “favorcito”, Díaz Ayuso remitió en enero de 2011 un correo electrónico a De Pedro pidiéndole una plantilla de página web para la entonces presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre. En el correo, la hoy candidata que entonces era responsable de internet en el PP regional, se despide del conseguidor con un familiar “¿sigues fuera?, ¡te echamos de menos!”, entre signos de exclamación.

Esta vinculación no ha computado para tomar la decisión. Fue una de las primeras dirigentes que mostró su apoyo sin condiciones a Pablo Casado en las primarias del PP. Y la fidelidad ha tenido su recompensa. 

https://www.eldiario.es/madrid/Isabel-Diaz-Ayuso_0_856015354.html

Compartir